Delito y Xenofobia – 20 de agosto 2014

Sergio Berni desató un gran debate y creo que vale la pena que todos fijemos posición al respecto. Pero vamos a separar la paja del trigo. Primero los hechos, purchase las declaraciones. El jefe real de la seguridad, search Sergio Berni, medical le pidió a los legisladores que le den a los jueces los instrumentos necesarios como para expulsar del país a los delincuentes extranjeros. Dió mas detalles. Dijo que este fin de semana detuvieron a mas de 50 extranjeros y que la mayoría eran reincidentes. Todo surgió porque resultaron ser de nacionalidad chilena los 5 malandras que detuvieron ayer y que anduvieron a los balazos para robar un supermercado que queda a 300 metros del departamento de Policía. ¿Que dice la ley de Migraciones al respecto?
Que se puede deportar a un delincuente después de que cumpla el 50% de su condena.
Hasta ahi los datos duros. Pero el tema es mucho mas profundo e involucra a toda la justicia actual que es absolutamente inutil para combatir la inseguridad. Escuche estos datos que dió el propio Berni: dijo que de cada 100 detenidos, solo 3, llegan a ser juzgados y con suerte uno solo es condenado. ¿Escuchó bien esos datos terribles? ¿Como no va a multiplicarse la inseguridad, los robos, el trafico de droga y los crimenes si casi nadie es castigado por la ley? La relación costo beneficio es totalmente a favor de los delincuentes. Le repito el dato: de cada 100 detenidos, solo 3 llegan a ser juzgados y con suerte uno de ellos es condenado. Asi no se puede garantizar la seguridad de nadie.
Pregunto: ¿Que intentó hacer el gobierno en diez años para solucionar este drama? Nada. En lugar de mejorar la justicia para que disponga de todo lo necesario para cumplir su tarea con eficiencia, se dedicaron a dividir a jueces y fiscales para castigar a los independientes y premiar a los alcahuetes. Y como si esto fuera poco, con el juez Eugenio Zaffaroni a la cabeza fueron sembrando señales presuntamente garantistas que son de total comprensión hacia los victimarios de los delitos y de ninguneo hacia las víctimas. Sería bueno saber que piensa Sergio Berni de esto. Porque el apunta para un lado y Zaffaroni, que es el juez de cabecerca del cristinismo, apunta para el otro lado. Deberían ponerse de acuerdo. Este es el problema mas grave. Que la justicia no sanciona ni castiga a nadie. Que los delincuentes no le tienen miedo ni respeto a la policia ni a la justicia ni a ninguna autoridad. Eso significa caos social, tierra de nadie y garantía de inseguridad creciente.
Pero Berni fue fuerte contra los delincuentes extranjeros. Aqui si hay que hacer una pausa para reflexionar. Ser extranjero no es ningún delito y mucho menos en esta tierra donde nuestros padres y abuelos bajaron de los barcos para trabajar y a instalar la cultura del esfuerzo y el sacrificio para progresar. Este país tuvo, tiene y debe seguir tendiendo abiertas sus puertas a todos los hombres de buena voluntad que quieran habitar el suelo patrio, como dice nuestra Constitucion Nacional. Aca hay que perseguir al delito y no al extranjero Por supuesto que si el delincuente es extranjero hay que buscar la manera mas rápida de que sea deportado a su pais. En eso estoy de acuerdo. Pero lo que debe condenarse es al delito y no al extarnjero. Eso debe quedar absolutamente claro para evitar cualquier tipo de discriminación racial, de xenofobia o de prejuicio. No hay otra fórmula racional y democrática para que todos podamos recuperar la paz y la tranquilidad para vivir con nuestras familias. Perseguir al delito, respetar las leyes y proteger al ciudadano que trabaja honradamente. No condenar a nadie previamente por el lugar en el que nació. Yo no me olvido que los principales delincunetes que hay en este pais son los buoudoues, los baez, los jaimes, los Zacarías. Y todos son argentinos. El delito no tiene nada que ver con la nacionalidad. Ladrones hay en todos lados y a todos hay que meterlos presos. ¿No le parece?

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.